ORACIÓN DE LAS HORQUILLERAS

DE JESÚS EN EL HUERTO DE LOS OLIVOS,

DE LA COFRADÍA DE MARÍA SANTÍSIMA DE LA SOLEDAD. (1)


Señor nuestro Jesucristo,

que sufriste por nosotros

el dolor, la condena y el suplicio,

concédenos a quienes nos confesamos cristianos

la fortaleza de aceptar

con ánimo valeroso

las pruebas que tu amor nos tenga reservadas,

y que, a pesar de las angustias,

las penas y las incomprensiones,

sepamos hacer brotar

enamoradas rosas de alegría

en nuestro corazón.



Que como tú en Getsemaní,

bajo la luna de sangre de Jerusalén,

tengamos a nuestro lado

un ángel de consuelo

que nos haga ligero tu peso,

llevadera tu carga,

para que podamos alcanzar un día

la felicidad que tu amor nos asegura.



Concede a tus horquilleras

la constancia para el esfuerzo,

la sonrisa para el trabajo,

la ilusión para el camino,

y así, tras compartir contigo

el cáliz del sufrimiento,

podamos compartir también

la prometida resurrección

y la gracia de la inmortalidad.

Por los siglos de los siglos. Amén.

1. Aprobada por la autoridad eclesiástica en el verano de 1994. Se estrenó en la Semana Santa de 1995.

 


ÍNDICE: Portada / Trabajos de Historia / Mis versos / Temas literarios y musicales / Otros temas / Versos ajenos / Álbum de fotografías  / Viaje de estudios / En clase de Lengua / Apuntes de Literatura / Textos de alumnos /